INCLIVA analiza la eficacia de la impresión en 3D en el conocimiento del neuroblastoma y otros tumores

Una investigación del Instituto de Investigación Sanitaria INCLIVA, del Hospital Clínico de València, dirigida por la Dra. Rosa Noguera Salvá -coordinadora del Grupo de Investigación Traslacional de Tumores Sólidos Pediátricos de INCLIVA e investigadora principal de grupo del CIBER de Cáncer (CIBERONC)- analiza la aplicación de herramientas de patología digital en modelos tumorales artificiales complejos en 3D para conocer el comportamiento de tumores con distintas características en cuanto a crecimiento, agresividad y migración celular.

El proyecto, enmarcado dentro de la tesis doctoral de Ezequiel Monferrer -investigador predoctoral de INCLIVA y de CIBERONC, que disfruta de una ayuda predoctoral de la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC) en València-, partía de estudios previos del citado grupo de INCLIVA que han señalado que el ambiente y la rigidez del tumor influyen en la agresividad del neuroblastoma –el tumor sólido extracraneal más común en la infancia- y que han demostrado que la tecnología de bioimpresión tridimensional permite generar, mantener y estudiar recreaciones simplificadas de tumores.

Algunas formas de neuroblastoma desaparecen por sí solas, mientras que otras pueden requerir varios tratamientos, siendo estos últimos foco de intensas investigaciones. El neuroblastoma puede propagarse (hacer metástasis) desde el órgano de origen, donde existen grupos de células nerviosas (en áreas del abdomen como las glándulas suprarrenales y en el tórax, el cuello y cerca de la columna vertebral) a otras partes del cuerpo, como los ganglios linfáticos, la médula ósea, el hígado, la piel y los huesos.

La evidencia de que estas plataformas de cultivo puedan imitar el comportamiento de tumores con distintas características permite conocer los aspectos clave de la agresividad tumoral, no solo de los pacientes de neuroblastoma de alto riesgo, sino también de otros tumores. Además, aporta importantes avances en el campo de la medicina oncológica, al contribuir a la realización de diagnósticos más precisos y predicciones del proceso tumoral en los pacientes, así como al desarrollo de terapias novedosas.

El artículo ‘Digital Image Analysis Applied to Tumor Cell Proliferation, Aggressiveness, and Migration‐Related Protein Synthesis in Neuroblastoma 3D Models’, publicado en International Journal of Molecular Sciences resume esta investigación, que se encuentra en una etapa intermedia.

Hasta el momento, se han generado estructuras con gelatina y distintas cantidades de alginato metacrilado para recrear entornos tumorales de distinta rigidez. En estas estructuras se han cultivado células de neuroblastoma junto a otras no cancerosas que forman parte del conjunto tumoral, recreando así las interacciones que hay entre las distintas células del tumor y el ambiente que las rodea. Estos modelos se procesaron como los tumores de los pacientes y se estudió su comportamiento mediante análisis de imagen digital microscópica. Los resultados indican que la proliferación celular, la producción de vitronectina y la expresión de genes relacionados con la migración depende de las condiciones del modelo y son específicas del tipo celular. Además, se ha visto cómo la presencia de células no cancerosas en los modelos modifica el comportamiento de las células tumorales.

En las siguientes fases se procederá a estudiar otros aspectos relevantes en la evolución del cáncer para obtener patrones completos de comportamiento relacionados con las características específicas de cada modelo tumoral. De este modo, al final del proyecto, se prevé disponer de modelos bien caracterizados que imiten distintos tipos de neuroblastoma donde poder realizar ensayos terapéuticos preclínicos. Pese a que el proyecto tiene prevista su finalización entre 2021 y 2022, se espera que se continúe desarrollando a través de distintos proyectos complementarios.

En la investigación, intervienen también investigadores de INCLIVA, entre los que se encuentran miembros del CIBERONC (Sabina Sanegre, Susana Martín‐Vañó, Rebeca Burgos‐Panadero, Amparo López‐Carrasco y Samuel Navarro), además del profesor Josep Samitier y Andrea García‐Lizarribar, del Grupo de Nanobioingeniería del Instituto de Bioingeniería de Cataluña (IBEC), e investigadores del CIBER de Bioingeniería Biomateriales y Nanomedicina (CIBER-BBN).

La AECC, en su compromiso por promover la investigación, abre convocatorias anuales de sus Ayudas Predoctorales destinadas a la formación multidisciplinar de investigadores titulados en ciencias o ingeniería. Estas ayudas permiten a los investigadores realizar una Tesis Doctoral en cáncer en un Centro de Investigación de referencia, con el soporte de un Grupo Receptor con acreditada trayectoria científica. El investigador Ezequiel Monferrer cuenta con esta ayuda predoctoral desde 2018 por parte de la Junta Provincial de Valencia de la AECC (2018/150) (20.000 euros brutos / año, durante 3 años de ayuda, prorrogables a 4). Además, el trabajo ha sido apoyado por ISCIII (FIS) y FEDER (Fondo Europeo de Desarrollo Regional): PI17 / 01558, Proyecto Colaborativo CIBERONC-CIBERBBN (ONC18PI03), Asociación NEN (Nico contra el cáncer infantil 2017- PVR00157) y Fundación Científica de la Asociación Española contra el Cáncer (FAECC2015 / 006).

Sobre el neuroblastoma

El neuroblastoma es un cáncer infantil del sistema nervioso simpático que aparece durante los primeros cinco años de vida, especialmente en lactantes. En nuestro país afecta a unos cien niños al año. Se localiza frecuentemente en la glándula suprarrenal y puede ser un hallazgo casual en las revisiones pediátricas. Se estima que aproximadamente el 40% de los niños con neuroblastomas de alto riesgo, fallecen, por lo que hay que seguir investigando nuevas dianas terapéuticas, de manera rápida, eficaz y teniendo en cuenta mimetizar lo mejor posible el microambiente tumoral.

Sobre AECC València

AECC València lleva más de 65 años como entidad de referencia en València en la lucha contra el cáncer: desde el apoyo a pacientes y familiares, la prevención y la promoción de los hábitos saludables y el soporte a la investigación para avanzar frente a la enfermedad. La Asociación está formada por más de 300 personas entre trabajadores y voluntarios a los que se les unen más de 7.700 colaboradores en toda la provincia y cerca de 20.000 socios.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin